Yo soy miembro de:

martes, 4 de noviembre de 2014

SAGA LA SELECCIÓN: LA ELITE (2/5)

Vuelvo a aclarar: voy a separar esta reseña en cuatro puntos: «de qué se trata», «opinión personal», «nota» y «conclusión final». Sólo «opinión personal» tiene spoilers; el resto pueden leerlo sin problemas si no leyeron ya el libro. Están avisados!

GÉNERO: Romance, Distopia.

AUTOR: Kiera Cass.

PERSONAJE FAVORITO: Maxon.

PERSONAJE ODIADO: Aspen.

DE QUÉ SE TRATA:
America ha quedado entre las seis finalistas de La Selección que empezó con 35 chicas para ganarse el corazón del Príncipe Maxon. Y ella tiene la seguridad de que se lo ha ganado. Sus sentimientos por Maxon se vuelven más fuertes a medida que pasa más tiempo con él, aunque la constante presencia de su ex-novio Aspen como soldado de castillo le genera un conflicto de intereses.
Esta vez, los rebeldes no serán la única amenaza de America. Mientras La Selección se vuelve más enardecida, ella enfrentará la amenaza que las otras competidoras significarán en su relación con Maxon.

OPINIÓN PERSONAL:
Todo lo que me gustó del primer libro, en éste no pude encontrarlo. Lamentablemente, no fue ni tan gracioso, ni tan interesante ni siquiera adorable como el anterior.
Lo que más me irritó fue America. Sus inseguridades y celos fueron posiblemente lo peor del libro, tanto que roza el histeriquismo y pierde ese encanto que tenía en el libro anterior. Pasa de ser una chica inteligente, graciosa, valiente y dura a una tonta, histérica, insegura y problemática. Y la mayoría sin que Maxon le dé ningún motivo. Se siente amenazada por fantasmas invisibles, aún cuando Maxon deja claro que sólo la quiere a ella. Son las otras chicas, quienes sin ni siquiera provocarla consiguen ponerla al borde todo el tiempo. 
Maxon es adorable en todo momento y los intentos de hacerlo ver como un villano fracasan estrepitosamente porque no germinan. A la vez, Aspen sólo demuestra ser un manipulador porque se la pasa hablando mal de Maxon cuando ni siquiera lo conoce e insistiendo por el amor de America sin darle tiempo a hacer su elección. America confía tanto en él que no puede ver lo que hace. Al mismo tiempo, su presencia de Aspen es poca y no logra establecer un buen ambiente para el triángulo amoroso que claramente quiere conseguir.
El conflicto de los rebeldes, interesante en el primer libro, aquí se vuelve redundante porque no sufre ningún avance a lo que se mostró en el primer libro. Hay ataques y ellos se esconden, y listo. El único ataque que realmente tiene una importancia es el del final, que logra poner a America y Maxon juntos, donde se sinceran y vemos el mayor secreto y dolor de la vida del príncipe.
Los momentos entre Maxon y America son pocos y encima se la pasan peleando todo el tiempo por las inseguridades de ella. Al libro le falta humor, acción, entretenimiento y, por supuesto, una heroína digna de admirar como parecía ser en el primer libro.
Aunque la lectura es agradable y sencilla por lo cual no lleva mucho tiempo, no tiene complejidad y no genera más interés que las situaciones románticas entre America y Maxon ­(porque las de Aspen no interesan, realmente).




CONCLUSIÓN FINAL:
Lamentablemente, no a la altura de su predecesora. Decepciona, incluso. Paso de ser una buena propuesta de relación romántica e interesante (una de esas que te dan placer culposo) a otra novela romántica más que se basa en histeriquismo y hormonas adolescente.

No hay comentarios: