Yo soy miembro de:

domingo, 6 de julio de 2014

SAGA CANCIÓN DE HIELO Y FUEGO: DANZA CON DRAGONES (5/7)



Vuelvo a aclarar: voy a separar esta reseña en cuatro puntos: «de qué se trata», «opinión personal», «nota» y «conclusión final». Sólo «opinión personal» tiene spoilers; el resto pueden leerlo sin problemas si no leyeron ya el libro. Están avisados!

GÉNERO: Aventura, Fantasía, Épica.

AUTOR: George R. R. Martin.

PERSONAJE FAVORITO: Arya, Tyrion, Val.

PERSONAJE ODIADO: Cersei, mujer de Stannis.

DE QUÉ SE TRATA:
Mientras en Festín de Cuervos vimos los sucesos que comprometían a Poniente principalmente, en Danza con Dragones tenemos lo que le sucede a los personajes del otro lado del Mar Angosto, como Tyrion (ahora en Pentos), Dany (en Mereen), Arya (en Braavos), y también las cosas que suceden en el Muro.
Este libro se complementa con FdC, situándose su primera mitad en el mismo espacio temporal, y en la segunda mitad avanzando un poco más en el tiempo y volviendo a personajes dejados en FdC como Jaime y Cersei.

OPINIÓN PERSONAL:
A decir verdad, este libro me aburrió un poco. No logró hartarme como Choque de Reyes, pero definitivamente no me atrapó como hizo FdC ni me sorprendió como hizo Tormenta de Espadas. Es una lástima, porque era el regreso, luego de 600 págs., de Tyrion y Dany.
Al principio comencé con emoción, que fui perdiendo a medida que las aventuras sucedidas a personajes como Tyrion, Dany o Jon perdían fuerza. El principio del viaje de Tyrion es emocionante, pero una vez que es capturado por Jorah Mormont, tomado prisionero, echo esclavo y finalmente uniéndose a una compañía de mercenarios, la lectura se me volvió pesada y poco emocionante. Tyrion sigue siendo un comediante de primera y el personaje más inteligente de la historia, pero pude rescatar muy pocos momentos de él. Y Penny, la enana que se vuelve su compañera en este viaje, simplemente me sacó de las casillas.
Dany y Jon, por otra parte, me aburrieron hasta el hartazgo. Dany tuvo sus buenos momentos, como sus momentos con Daario, las profecías y los dragones, pero los problemas políticos de Mereen se volvieron redundantes y la Dany fuerte se perdió un poco en este libro, dejándose manipular con mucha facilidad.
Jon, por su lado, me aburrió en cada cap. El conflicto con los salvajes y su cargo como Lord Comandante simplemente me pareció… inagotable. Jon tiene cerca de trece o catorce caps. Y todos ellos pueden resumirse en: conflicto con la reina de Stannis, entrada de los salvajes. Demasiadas págs. dedicadas al Muro para lo realmente poco que pasa.
Lo mejor del libro fue Arya. En sólo dos caps., es el personaje que más logró resaltar demostrando la fuerza y el valor que esta niña de doce años tiene, que la hace un personaje clave aunque no esté metida directamente en el juego de tronos. Con su nuevo aprendizaje para cambiar rostros en Braavos, pueden esperarse grandes cosas (y muertes) de esta niña.
Dorne sigue causándome gozo, tanto con las Serpientes de Arena como con los planes secretos de Dorian Martell, aunque debo admitir que su hijo Quentyn es un perdedor de primera. La introducción de Aegon fue una sorpresa, pero ya lo veo como un mal anticipo: en vez de ser el rey que Varys espera (sabio, valiente y el mejor rey que Poniente podría tener), desde el momento en que se enteró quién era, se ha comportado como un niño malcriado e idiota. Le veo un mal futuro a ese chico, casi como el del Rey Loco.
Pueden rescatarse otros personajes, pero sus momentos no son tampoco tan esplendorosos.
Me gustaría que Martin dejara de extender sus libros poniendo escenas o explicaciones tal vez no tan importantes para la historia. Entiendo que las necesite para causar profundidad, pero hay algunas cuestiones que me parecen no la merecen. Sin embargo, no deja de ser un mal libro.

NOTA: 8 (ocho)

CONCLUSIÓN FINAL:
No a la altura de sus anteriores, largo y algo pesado, pero necesario para esta historia que ya es una joya. Mejor que el segundo de la saga, no a la altura de los demás. De todas maneras, disfrutable y necesario.

No hay comentarios: