Yo soy miembro de:

lunes, 4 de noviembre de 2013

SAGA CANCIÓN DE HIELO Y FUEGO: TORMENTA DE ESPADAS (3/7)



Bueno, terminar este libro no me llevó mucho tiempo. Sabía que iba a terminarlo pronto, pero no sabía que ya lo tenía en los últimos minutos de cocción. Mejor! Así puedo continuar con el siguiente.

Vuelvo a aclarar: voy a separar esta reseña en cuatro puntos: «de qué se trata», «opinión personal», «nota» y «conclusión final». Sólo «opinión personal» tiene spoilers; el resto pueden leerlo sin problemas si no leyeron ya el libro. Están avisados!

GÉNERO: Aventura, Fantasía, Épica.

AUTOR: George R. R. Martin.

PERSONAJE FAVORITO: Tyrion, Arya, Davos.

PERSONAJE ODIADO: Meñique.

DE QUÉ SE TRATA:
Luego de ganar la batalla de Aguasnegras, en Desembarco del Rey por fin pueden relajarse. Los Tyrell pretenden casar a Margery con Joffrey para unir a las familias. Al mismo tiempo, Tyrion se pudre en una habitación luego de la batalla, a pesar de su heroico desempeño. Y, a pesar de las alianzas que ha hecho, será traicionado por más de un amigo.
Del otro lado del Muro, Jon se ha infiltrado entre los salvajes a órdenes de Mediamano y tendrá que elegir en más de una ocasión entre el honor y el deseo. Al mismo tiempo, la Guardia de la Noche se ve traicionada y atacada por los Espectros, los cuales se han despertado y no pueden ser detenidos con casi nada.
En Aguasdulces, Catelyn está desesperada por recuperar a sus hijas, sin saber que haber liberado de Jaime Lannister traerá de a poco la desgracia, sin incluir un pacto muy importante que Robb rompe.
En Rocadragón, Davos y Stannis siguen su búsqueda de la corona, ahora como único rey levantado contra Joffrey. Y la gran duda es ¿es Melissandre de confianza?
A su vez, tanto Arya como Bran siguen sus respectivos viajes para encontrar lo que más buscan, en una su familia, en otro el cuervo de tres ojos.

OPINIÓN PERSONAL:
Por Dios! Es mi resumen de este libro. Es simplemente genial!! Verdades que salen a la luz, traiciones, mentiras, asesinatos, casamientos, venganzas. Tiene de todo. No le falta nada.
Tyrion, quien había encontrado algo así como aliados y amigos en el libro anterior, cae en un pozo negro del que no podrá salir completamente entero. Primero, es despreciado por todos aquellos a los que salvó con su truco del fuego en la batalla de Aguasnegras. Luego, es destituido de su posición como Mano del Rey. Luego, es forzado a casarse con Sansa, a la que no puede desvirgar porque no quiere forzarla. Luego, es humillado por Joffrey y acusado de asesinarlo en su banquete real. Y finalmente, juzgado a morir, liberado por Jaime, sólo para que su hermano le diga la verdad sobre Tysha, que mueve a Tyrion a matar a la mujer que ama y a su propio padre. A pesar de que Tyrion es mi personaje preferido, en este libro tiene todas las de perder y pierde un poco el brillo que ganó en los libros anteriores. Aunque la traición de Bronn, Shae y Varys fue muy duro para él y para mí, Tyrion compensó eso a creces llevando su inocencia del asesinato de Joffrey hasta el final –no le tendrías que haber mentido a Jaime!!!- y matado a su padre. Creo que ese es su mayor logro hasta ahora. Bien por Tyrion!
Sansa es engañada con la idea de que se casará con un Tyrell para luego encontrarse desposada por Tyrion. Al menos él sí la trata bien y promete no tomarla en la cama hasta que quiera. Pero, sin saberlo, forma parte del complot que mata a Joffrey y, al huir, se encontrará con un enemigo mucho peor que cualquiera que haya encontrado en Desembarco del Rey. Meñique es el responsable de la muerte de Joffrey, así como de la muerte de Jon y Lysa Arryn. Descubrirá, tarde como siempre –esta chica es una idiota- que el hombre en el que tenía que confiar es el hombre más peligroso de todos. Sansa es uno de los personajes que más detesto y aunque no quiero que muere –si no, nos quedaríamos sin Starks-, realmente si muere me es muy indiferente.
Arya sigue su camino con Gendry y Pastel Caliente hasta que son capturados por hombres que la reconocen y quieren cobrar su rescate. Sin embargo, antes de hacerlo, es secuestrada por el Perro, que tendrá la misma idea. Sin embargo, llega tarde –por fortuna- a la Boda Roja, que tiene consecuencias fatales para su madre y hermano Robb. Así, tiene que arreglárselas para sobrevivir con el Perro, al que finalmente abandona herido y se embarca para Braavos a encontrar a Jaquen. Arya al final recupera a Aguja y mata a algunos de los que odiaba y quería vengarse (El Perro y Cosquillas). También comienza a tener sueños de warg con Nymeria, lo que me alegra, y sabemos que la loba ha creado su propia manada.
Bran sigue su viaje con los hermanos hacia el otro lado del Muro. Bran se va perfeccionando en el arte de meterse en la piel de un lobo, ya que descubre que es un warg. Al final, logra cruzar del otro lado del Muro, en busca del cuervo de tres ojos.
Jaime confesará la verdad que ha estado ocultando todo este tiempo –además de Tysha- sobre Aerys y su apodo Matarreyes. A pesar de descaradamente confesar su incesto con Cersei, su “relación” con Brienne hará que cambie e irá encontrando el honor nuevamente. Jaime se gana mi afecto, aunque en muchos aspectos no debería. Sigue siendo quien tiró a Bran de la torre y amando a la perra de su hermana, pero al menos no llora la muerte de su hijo, reconoce que era cruel y un mal rey y sabemos que de verdad tenía que matar a Aerys.
Daenerys sigue su conquista de las tierras libres, liberando esclavos y formando alianzas temporales, cuando descubrirá que ha sido traicionada por la persona en que depositaba toda su confianza, Jorah. Al final, al ver que debe parar de conquistar y que los esclavos que la llaman Madre la necesitan, decide para en Mereen y por primera vez gobernar. A pesar de que no estoy de acuerdo con muchas decisiones y rabietas de Dany, hay que reconocer que es alguien admirable y de temer.
Jon debe matar a Mediamano, por sus órdenes, e infiltrarse en el campamento salvaje de Mance, el Rey-más-allá-del-Muro, para saber que traman. Sin embargo, Ygritte lo pondrá a prueba cuando rompa sus votos con ella. Sin embargo, su mayor honor reside con la Guardia de la Noche y al volver, no sólo tiene que defender que no es un cambiapieles, sino que tiene la posibilidad de ser señor de Invernalia –como Stannis y Robb quieren- y el Lord Comandante de la Guardia.
Davos sobrevive a la batalla de Aguasnegras para regresar con Stannis, quien a pesar de su posible traición contra Melissandre, le perdona la vida y lo convierte en su Mano gracias a sus consejos y honestidad. Davos es uno de mis personajes más queridos y me alegro que haya resultado todo bien por él. Hasta es quién recomenda a Stannis que debe ganarse al pueblo antes del trono y lo que motiva a Stannis a ir al Muro y luchar contra los salvajes. Además, aprende a leer. Un capo.
Catelyn es uno de esos personajes que no aprecio ni un poco, como Sansa. Su traición de liberar a Jaime hace que Robb pierda la mitad de su ejército, que lo lleve a pactar de nuevo con los Frey –eso es también responsabilidad de Robb por casarse con una mujer que no prometió- y, finalmente, a la Boda Roja, donde los Frey, con pacto con Bolton, los traicionan. Robb termina muerto, junto con todo su ejército norteño y su madre. Pero, a pesar de lo que parece, no es el final de Cat, porque en el epílogo vuelve a estar misteriosamente de pie… Con ese final, ¿cómo no correr a leer el 4to libro?
Se ve que a George Martin le gusta matar personajes. En este libro nos hizo el honor de borrar de un plumazo a: Catelyn, Robb, Joffrey, Theon y Balon Greyjoy, Lysa Arryn –gracias al cielo porque está re loca-, Lord Mormont, el Perro, la Montaña, Tywin, Shae e Ygritte, además de muchos hombres de la Guardia y salvajes. Guau! Se inspiró!

NOTA: 10 (diez)

CONCLUSIÓN FINAL:
Se ve que a George Martin le gusta matar personaje y acá no escatima. Nos deja las cosas más que con la boca abierta. Se pasa! Este libro es espectacular. Tienen que leerlo. Es el mejor de la saga hasta ahora. No sé lo pierdan. La intriga, la muerte y las sorpresas no podrían ser mejores. No lo van a poder soltar!

No hay comentarios: