Yo soy miembro de:

lunes, 28 de enero de 2013

SAGA PERCY JACKSON Y LOS DIOSES DEL OLIMPO: EL LADRÓN DEL RAYO (1/5)


Para leer este libro tuve el mismo motivo que con SOY EL NÚMERO CUATRO: Me encantó la película! Los actores, los efectos y la trama fueron muy buenas y me quedé esperando una segunda parte que finalmente llegará a los cines en agosto del 2013. El otro motivo para leerlo es, además del obvio de que me encanta la fantasía, es que amo la mitología griega. Y Percy Jackson tiene mucho de eso.
Como con SOY EL NÚMERO CUATRO, es difícil no comparar el libro con la película. Y tengo que admitir, así como con ese otro libro, que en muchas cosas me gusta más la versión cinematográfica. Pero a no confundir: el libro es muy bueno, abunda en muchísimos personajes interesantísimos y es, se lo quiera o no, en lo que está basada la pelí. Pero bueno, hay que admirar el ingenio e imaginación del autor y luego admirar también a los guionistas de la pelí que adaptaron el libro lo más fielmente posible y le dieron los toques para hacerlo emocionante visualmente. Así que hay que admitir que ambas obras son una pieza de arte.
Dejemos las comparaciones. Hablemos de la trama del libro: Percy es un chico problemático porque no puede ajustarse bien en el colegio. Sufre de dislexia (no entiende bien las letras y se le dificulta para leer) y déficit de atención (no puede estarse quieto). Todo eso tendrá una explicación cuando recibe el ataque de una supuesta profesora, que en realidad es una Furia enviada por Hades. Allí comienza la travesía que lo lleva al Campamento Mestizo y a enterarse que es el hijo de Poseidón. Por si eso no es lo suficientemente shockeante, se entera de que es acusado de robar el rayo maestro de Zeus, lo cual es injusto considerando que ni sabía que era un semidios.
Los personajes me hacen acordar muchos al trío protagonista de HARRY POTTER. Percy es un poco temperamental, desafiante, y el típico chico rechazado por la comunidad que es forzado a convertirse en héroe gracias a su increíble valentía natural en él, así como su liderazgo. Annabeth, hija de Atenea, es el cerebro del grupo, que por alguna razón los chicos nunca lo son porque las chicas tienden a convertirse en los nerds. Eso sí, Grover no se parece tanto a Ron. No es el compañero ideal, pero tiene un amor por la vida y la naturaleza que me hacen defenderlo.
Tenemos la aparición de varios dioses (Zeus, Poseidón, Hades, Ares), varios monstruos mitológicos (Minotauro, Medusa, Quimera, Furias, etc.) y objetos súper (gorra de invisibilidad, lapicera-espada, zapatillas voladoras). El Campamento es genial, con sus 12 cabañas para cada hijo de los 12 dioses principales del Olimpo. Los dioses están ajustados al mundo humano y el Inframundo recuerda al descripto por Virgilio en su ENEIDA.
Con todo eso, no puedo reprochar falta de imaginación en este primer libro de la saga de cinco libros, aunque si capaz un poco de escritura literaria. No sé si fue porque está ambientada para chicos de 12 años, como el primero de HARRY POTTER, o la traducción era mala (tengo una versión digital, así que es bastante casera), pero no me sentí cómoda con la redacción. Me llevó casi medio libro acostumbrarme. Por ello principalmente, le doy un 7 (siete). Me apresuraré a leer el libro dos, titulado PERCY JACKSON Y EL MAR DE MONSTRUOS antes de que se estrene la película!

No hay comentarios: